Madrid y Barcelona, más lejos

Ocho años después del estallido de los indignados, España, país de juntas, aún es más difícil de leer. Hay más partidos en primer plano, con menos disciplina de partido. La definición de lo colectivo está en tránsito hacia no se sabe dónde. Florecen…

from Portada http://bit.ly/2Zt7Rte